Vivir las Emociones. Parte II

Manzanillo

Vivir las Emociones. Parte II

“¿Es posible que la gente no sienta claridad sobre los que siente?, ¿Qué confundamos o mezclemos la tristeza con la angustia, la alegría con la excitación, el miedo con la rabia, el sexo con la agresión, la ternura con la melancolía?

¡Hay dios a dónde hemos llegado con aquello que al nacer se nos dio tan claro, simple y diáfano!”

 

Extractos del libro Biología del Emocionar y Alba Emoting.

Humberto Maturana y Susana Bloch

 

 

Vivir las emociones imbuidos en nuestro mundo moderno, puede ser una experiencia tan intensa que muchos elegimos como camino fácil cerrarnos y pretender que no sentimos. Sin duda, es más fácil vivir en la cabeza racionalizando todo lo que nos sucede y desde nuestro ego.

 

Semanas atrás cuando fui al cine con mi pareja y bebé acá en USA, se dio un momento de terrible confusión y miedo para mi. En la salida y mientras esperaba dentro del cine a que el carro estuviera en la puerta de entrada para evitar el viento frío de la noche acá en la bahía de SF, manadas de adolescentes corrían de un lado a otro gritando,  y a mis ojos lucía que escapaban de algo…….más en mi mente lucia así: “Hayy….(dado que aquí cualquiera tiene una pistola), falta poco a que se arme la balacera”.

 

Otra mamá y yo, con niños en brazos nos mirábamos silenciosamente. Sin duda viví un miedo que estaba al límite del pánico y mi mecanismo de defensa fue quedarme paralizada.

 

“Vivir abierto a las emociones, es vivir vulnerable”

Sin duda, esta experiencia afloró mis emociones por razones obvias, sin embargo, todos los días estamos expuestos a pequeñas dosis de información o situaciones que nos provocan miedo, tristeza o coraje, y son justo éstas las emociones que a muchos nos generan más desafíos de manejar…….bloquearlas o negarlas puede ser una forma de supervivencia (nos decimos), más secretamente va bloqueando nuestra capacidad de sentir y darle a cada emoción su lugar.

 

En el 2006 tuve el gran privilegio de conocer el método Alba Emoting de Susana Bloch, y experimentar un entrenamiento intensivo en la playa de Chacala, México durante todo un fin de semana.

 

Susana Bloch. 2006

 

Diez años han pasado desde que mi profundización en lo que llamo mi alfabetización emocional, tomó un destino claro para mi y sobre todo muy práctico.

 

El concepto de inteligencia emocional promovido por Daniel Goleman, describe muchos matices en el arte de vivir las emociones, hablando del “qué”, pero no del “cómo”, y es así como Alba Emoting resuena especialmente para mi.

 

AE es un método con bases científicas (20 años de investigación en Chile y Francia), en el que su creadora logró registrar las respuestas fisiológicas y físicas de los seres humanos una vez que experimentan variadas emociones. Esta minuciosa observación le permitió identificar diferentes patrones respiratorios, gestos y posturas características de cada emoción.

 

Con base en lo anterior, Susana habla de 6 emociones básicas: alegría, tristeza, miedo, coraje, ternura y erotismo.

 

  • La expresión de la tristeza es el llanto.
  • La expresión del coraje es ir hacia delante…..usar tu fuerza física.
  • La expresión del miedo, puede ser dar pasos atrás, detenerte.
  • La expresión de la ternura, es sonreír ligeramente, hablar bajito, acariciar…
  • La expresión de la alegría es la risa.
  • La expresión del erotismo….es lo que nos conduce al acto sexual y al erotismo.

 

También existen las emociones mixtas, y esto sucede cuando se combinan una o varias emociones básicas. Por ejemplo, la Pasión es una mezcla de alegría y una dosis pequeña de coraje/rabia, dado que con pasión vamos hacia delante y nos orientamos a la acción. Melancolía puede ser la mezcla de tristeza con ternura. Ansiedad puede ser una mezcla de miedo, tristeza y coraje juntas.

 

Los niños viven con mucha facilidad las emociones básicas, mientras que los adultos, dado que tenemos “psiquis”, tenemos historias, tenemos creencias, educación, tendemos a vivir en emociones mixtas o desconocer por completo que sentimos dado que perdimos el autoconocimiento con el que todos nacimos.

 

Sin duda, llamar a las emociones por su nombre, no sólo trae más claridad en el entendimiento de lo que nos sucede, también nos permite desarrollar mejores niveles de empatía con otros y sus necesidades.

 

Su último y más reciente libro “Surfeando la Ola Emocional”, está basado en una linda metáfora: “Las emociones son como una ola, necesitas aprender a surfearlas para que no te revuelquen”.

 

OJO, en esta propuesta no encontrarás recomendaciones para “controlar tus emociones”, claro está si entras en un profundo coraje en el momento en el que estás hablando con tu jefe o familiar y sabes que cualquier cosa que digas en ese momento puede tentativamente provocar una agresión o conflicto, la metodología te invita a aplicar el “Step out” o “Paso atrás” que es un movimiento físico y respiratorio muy sencillo para alcanzar un nivel emocional más neutral. En este caso no se trata de negar la emoción o controlarla, se trata de manejarla en ese momento para los intereses de mantener el respeto y básica armonía en una relación. Valioso será como luego de sucedido el evento nos ocupamos de atender el coraje.

 

Las emociones son energía, y la energía no se destruye se transforma, de manera que es tu elección mantener esa energía dentro (con posibilidades de que se transforme en enfermedad física), o elegir una sana expresión y sacarla.

 

Para despedirme, te comparto varios recursos que pueden ayudarte a familiarizarte con la propuesta de Susana. El primero es una entrevista hecha a Susana que encuentro interesante, aunque el título que observarás en este video, y el estilo de la entrevistadora no le rinde honor a lo maravillosa de ésta propuesta y su autora.

El segundo recurso es el libro Biología del Emocionar y Alba Emoting, mismo que está disponible online de manera gratuita.

 

Si éste artículo despertó el hambre de conocer más, compárteme tus preguntas, inquietudes o anécdotas aquí abajo en la sección de comentarios de éste blog, me encantará leerte y responderte.

 

Éxitos,

Coach Maru García

PD: La foto de la portada fue  tomada en Playa Santiago en Manzanillo, México.

Comentarios ( 2 )

  • Omar Landaeta

    ¡Qué buena manera de describir las emociones y lo que ellas producen en nosotros!
    Desde hace mucho tiempo, gracias a un amigo, sé que es bueno vivirlas pero no quedarte pegado en ellas. Así, por ejemplo, al vivir el miedo evitas llevar a cabo actos que pueden degenerar en muy malos resultados. Por ejemplo, miedo a un perro. Consecuencia: no te le acercas.
    En unos talleres de Prevención que llevábamos a cabo en mi antiguo sitio de trabajo, solíamos conversar de este tema.
    La verdad, resulta música para mis oídos. ¡Gracias!

    La manera tan descriptiva en la que hablas, me lleva a imaginarme todo lo que comentas y así, a memorizar cada uno de las muestras que producen las emociones.

    Buscaré el libro que recomiendas y lo añadiré a mis lista de lectura.

    Si hay algo que debo agradecer a esta nueva etapa de mi vida, es el hecho de administrar mejor mi tiempo y leer tu blog, leer buenos libros y disfrutar de mi familia, al tiempo que hago lo que me gusta y que, además, me genera ingresos: ¡trabajar!

    Gracias por tus lecturas, Maru. Para mí son de mucha utilidad. ¡Dios te bendiga!

    • Profile photo of Maru García

      ¡Gracias Omar! por compartirme tus reflexiones. Hacernos hábiles con nuestras emociones es una tarea para toda la vida. Me alegra que mantengas el foco en todas las cosas que se han sumado a tu vida desde que elegiste el camino de ser emprendedor y líder de tu vida. Recibo tus cumplidos con humildad y agradecimiento. ¡Que sigan los aprendizajes!

Deja un comentario